Es un sistema muy eficaz para liberación de dolor físico y emocional, miedo, ansiedad, resentimiento y cargas heredadas familiares con patrones repetidos de conducta. Libera energía estancada en las membranas que conectan los cuerpos energéticos entre sí.

Facilita que la energía se ancle en las articulaciones de los tobillos, rodillas, caderas, cuello, hombros y codos. Actúa armonizando todas las capas: etérica, emocional, mental, doble etérica y cuerpo de luz. Acelera la manifestación de lo que cada persona viene a realizar desde su esencia.

Los códigos arcturianos operan a través de geometrías y minerales.

En esta sesión las personas sensibles pueden percibir las corr89ientes de la energía por el cuerpo, quedarse dormidas, relajadas y tener sensaciones diversas. Se realiza con la persona  tumbada y vestida, colocando las manos a una distancia de 20cm.

Se realiza una sesión para conseguir un objetivo concreto y hay un período de integración y transformación de 21 a 40 días bebiendo el agua energizada con los códigos de Luz.